Wilmer Cabrera, el dueño de la fórmula del éxito de los Toros en la USL

cabrera

Wilmer Cabrera es un exfutbolista colombiano, hoy técnico de Rio Grande Valley FC, el ‘partner’ de Houston Dynamo en la ‘tercera división’ norteamericana.

En conversación con John Rojas el de Cartagena habla de su equipo, de la liga en la que desempeña, de su incidencia en el desarrollo de ‘Cubo’ Torres y Tommy McNamara y de su paso por el desaparecido Chivas USA, entre otros temas.

Los Toros texanos debutan el sábado en los playoffs de la USL frente Oklahoma City Energy.

La entrevista está disponible en SpreakeriTunes, Stitcher y Google Play.

Fotografía: Rio Grande Valley Toros FC

 

Thomas McNamara, ¿seleccionado irlandés?

TommyMcNamaraThomas McNamara, una de las figuras del New York City FC líder de la Conferencia Este, puede tener una decisión importante que tomar en el futuro inmediato. Según la prensa irlandesa, el mediocampista del equipo celeste estaría por recibir el llamado de la Selección de Irlanda, por lo que deberá optar entre representar al país de sus antepasados o esperar el llamado de su patria de nacimiento.

Martin O’Neill, entrenador del seleccionado irlandés, dará a conocer en los próximos días la nómina para la inminente fecha de eliminatorias europeas, en la que el seleccionado visitará a Serbia, y el nombre del nacido en West Nyack podría aparecer en el listado.

«Todo es posible. Siempre he dicho que puedo representar al USMNT y al seleccionado de Irlanda» dijo el jugador del NYCFC al Irish Examiner al ser consultado sobre la posibilidad. «Tengo la ciudadanía irlandesa a través de mis abuelos. Estoy abierto a jugar para los dos equipos. Sería un honor representar a cualquiera de ellos».

«Crecí como un irish-american. Siempre fue parte de mi herencia y es algo de lo que estoy muy orgulloso. Desde pequeño, mi padre me crió viendo todos los partidos, del seleccionado irlandés y de los Estados Unidos. Obviamente no recuerdo tanto de cuando era niño, pero ahora disfruto viendo los partidos y alentando a Irlanda».

TommyMac, héroe de culto a esta altura entre los hinchas del cuadro neoyorquino, está atravesando su mejor temporada como profesional: titular indiscutido para Patrick Vieira, cuenta con 4 goles y 9 asistencias en su haber.

NYCFC: Kwadwo Poku y algunos de sus compañeros entrenarán en Manchester

Poku

Algunos de los integrantes del plantel de New York City FC entrenarán en las instalaciones del Manchester City antes del inicio de la pretemporada. No hablamos de los Jugadores Franquicia del conjunto celeste de la Gran Manzana, sino de miembros bastante jóvenes del grupo que este año trabajará bajo las órdenes de Patrick Vieira.

La información vio la luz luego de que el Asbury Park Press publicara un reportaje sobre R.J. Allen, crédito local y lateral de NYCFC. Según NBC Sports el lateral viajará a Inglaterra para trabajar en las instalaciones del equipo padre de la franquicia neoyorquina junto al delantero Patrick Mullins y al volante Kwadwo Poku. La web oficial de la Major League Soccer, en cambio, manifiesta que quienes cruzarán el Atlántico junto al defensor serán Kwadwo Poku y Thomas McNamara.

En cualquier caso el que en 2015 fuera uno de los dos equipos en expansión de la liga comienza a aprovechar la sinergía que está a su disposición por ser integrante de uno de los mayores conglomerados del fútbol internacional, como es el City Football Group.

Sin lugar a dudas, el futbolista más interesante de este contingente es el polivalente centrocampista Kwadwo Poku, de 24 años, nacido en Ghana, y que debutó en las ligas menores del fútbol norteamericano en 2011. El #88 fue la revelación del año pasado dentro del pobre nivel de juego presentado por el equipo azul cielo en su temporada inaugural.

La expedición del NYCFC estará en Manchester por un plazo de 10 días y regresará a Estados Unidos a tiempo para comenzar la pretemporada el 21 de enero en el estado de Florida.

Fotografía: New York City FC

New York City FC se queda sin opciones en su temporada de debut

El City

New York City FC ya no puede dar caza a Montreal Impact. Con su victoria a domicilio del pasado sábado frente a Colorado Rapids el equipo canadiense dejó sin opciones de playoffs al nuevo club de la Gran Manzana. Todavía con dos partidos por delante (visitando a Orlando City y cerrando el año en casa frente a New England Revolution) la franquicia sky blue ya puede comenzar a planear la hoja de ruta para 2016 luego de un accidentado 2015.

Sin ánimo de ser un compendio definitivo, aquí presentamos una lista de cuestiones que definen y delimitan la primera temporada de NYCFC en la Major League Soccer.

Lo malo.

– La demora y la falta de información precisa sobre la llegada Frank Lampard: El inglés fue presentado a la prensa en el verano de 2014 como el primer futbolista del New York City FC. En ese momento se anunció que el volante se sumaría a la pretemporada de la franquicia en expansión a fines de enero de este año, tras pasar unos meses en el Manchester City. Lampard no estuvo en las instalaciones de SUNY Purchase a comienzos del año, sino que no llegó a la MLS hasta finalizada la temporada 2014-2015 en Europa. Una decisión del City Football Group muy cuestionada por los abonados y los aficionados del equipo en general.

–  Las llegadas de Frank Lampard y Andrea Pirlo: Tras un año de prestaciones a buen nivel en Inglaterra el #8 llegó a New York fuera de estado. Tras disfrutar de un período de vacaciones el exChelsea no estaba preparado para jugar de inmediato cuando se sumó al plantel celeste. Las lesiones musculares impidieron que Lampard pudiera estar apto para jugar a nivel competitivo hasta hace pocas semanas. Menos dramático fue el caso de Pirlo, quien consiguió una puesta a punto más veloz tras llegar proveniente desde la Juventus.

– No solamente los fichajes estelares presentaron problemas: Varias de las contrataciones que llegaron de la mano o por recomendación del entrenador Jason Kreis (algunos de ellos veteranos en la liga, conocedores a la perfección del sistema de trabajo y de la táctica empleada por el cuerpo técnico) no funcionaron de acuerdo con las expectativas, o tardaron demasiado en alcanzar el nivel deseado.

– La poca atención que se le prestó a Kwadwo Poku en la primera mitad de la temporada: El todo terreno ghanés fue una de las revelaciones de la temporada a nivel general de la liga. Su potencia física, su habilidad y sus ganas elevaron el nivel del equipo en momentos complicados. La llegada de Lampard y Pirlo volvieron a restarle protagonismo; la titularidad de los europeos lo forzó a regresar al banco de suplentes.

– El Hudson River Derby: los tres clásicos locales de 2015 fueron ganados por New York Red Bulls.

– La racha de 11 partidos sin victorias: Una de las secuencias de resultados negativos más significativas en la historia de la liga. Al menos en años recientes. En una temporada regular de 34 jornadas atravesar por 11 encuentros sin sumar de a tres puntos puede condenar a cualquier. Y eso es lo que ha terminado ocurriendo con el club radicado en el Bronx.

– No haber podido estar entre los seis mejores de los diez participantes de la Conferencia Este: Por lo general a las franquicias debutantes en la Major League Soccer alcanzar la postemporada es una tarea complicada, casi imposible. Y NYCFC no ha podido escapar a esa ley no escrita. Pero hay que recordar que a partir de este año hasta el sexto equipo en cada conferencia tiene opciones de luchar por el título. Algo inédito hasta ahora. Pese a esta nueva posibilidad New York mirará los playoffs por TV.

– El cuestionamiento de Jason Kreis a sus jugadores: Cuando el equipo entró en un curso de colisión casi inevitable el técnico sorprendió al poner en duda el grado de compromiso de al menos una parte de su plantel. Si bien es cierto que desde esas explosivas declaraciones el equipo mejoró su rendimiento todavía no es posible evaluar qué tipo de consecuencias traerán esos dichos de cara a la temporada 2016.

Lo bueno.  

– El apoyo del público: Pese a no haber respondido de la manera esperada en el terreno de juego New York City FC consiguió congregar a unos 30.000 espectadores cada vez que se presentó como local en el Yankee Stadium. Uno de los mejores promedios de toda la MLS, que alientan a la consolidación de la ciudad de New York como uno de los dos o tres mercados más importantes para la liga.

El año de David Villa: El español -pese al pobre rendimiento del equipo- es en la actualidad el cuarto máximo anotador de la temporada regular. El Guaje cargó con todo el peso de ser la cara visible de NYCFC durante más de media temporada y consiguió el reconocimiento de sus colegas, los hinchas y los analistas.

– El trío de Jugadores Franquicia funciona: La prueba llegó demasiado tarde, pero el equipo es otro desde que Pirlo y Lampard (especialmente él) muestran una mayor adaptación a la MLS y un mejor estado físico. Dejando de lado la última derrota frente a D.C. United, en las últimas semanas New York mostró un nivel que -sostenido en el tiempo- podría convertirlo en un equipo de playoffs. 

– Los buenos jugadores que NYCFC tiene en la recámara: Al mencionado ejemplo de Kwadwo Poku hay que agregar los nombres de atacantes jóvenes como Thomas McNamara, Patrick Mullins, y Khiry Shelton. Con una temporada de experiencia en la Major League Soccer las prestaciones de todos ellos deberían crecer el año próximo.

La temporada 2016.

– Renovación del plantel: Desde los medios oficiales del club se anticipa que en marzo podríamos encontrarnos con un plantel con bastantes novedades. Muy probablemente no vinculadas con los Jugadores Franquicia, pero se habla de una bastante significativa salida de futbolistas del equipo durante las vacaciones de invierno.

– Continuidad del cuerpo técnico: La semana pasada se habló bastante de un eventual intercambio de entrenadores entre Seattle Sounders y NYCFC. Tanto Sigi Schmid como Jason Kreis rechazaron esa posibilidad. ¿Dejaron secuelas las críticas hechas al plantel? ¿Se sintió cómoda la directiva del City Football Group con esas palabras? De momento no hay ninguna reacción oficial pública al respecto.

 

Fotografía: New York City FC

 

Kwadwo Poku, perla negra

EJS_1788

New York City FC no solamente se explica a través de su trío de Jugadores Franquicia. David Villa y Andrea Pirlo comienzan a conseguir un alto grado de entendimiento en la cancha, mientras que Frank Lampard -aquejado por diversas dolencias desde su desembarco en América del Norte– todavía no pudo completar dos partidos en la MLS. En medio de esa situación, con el fin de la temporada a apenas 10 partidos de distancia, el cuadro celeste consiguió una crucial victoria frente a D.C. United -el líder de la Conferencia Este– que mantiene vivas las opciones de playoffs.

Pese a la gran reacción del Guaje y del Architetto en la segunda parte del encuentro jugado en el Yankee Stadium (que incluyó un gran gol gestado por el dúo hispano-italiano), la ovación final fue para el dueño del dorsal 88 en el plantel de Jason Kreis, el ghanés Kwadwo Poku.

Poku es un futbolista inclasificable. La descripción de box-to-box es útil en este caso, pero todavía no termina de quedar claro si el joven de 23 años es volante defensivo, delantero, enganche, extremo o mediocentro. El de la ciudad de Kumasi ocupa a lo largo del partido -y claramente lo hizo en el choque frente a DCU– cada una de esas demarcaciones. De a ratos, según convenga, Kwadwo impone presencia allí donde NYCFC lo necesite.

La estadística dice que Poku el jueves marcó un gol (el tercero para su equipo) y dio una asistencia (la del tanto de Thomas McNamara, que consiguió el empate de los locales). Pero los números no hablan de las situaciones claras creadas para sus compañeros, de un pelotazo estrellado en el arco de Bill Hamid, de los robos de pelota en la mitad de cancha, y de las jugadas iniciadas junto a Pirlo en el fondo de la cancha.

Pese al enorme potencial y efectividad que ha mostrado a lo largo de la temporada el talentoso africano no es titular frecuente en New York City FC. De hecho, este año ha llegado a jugar un encuentro con el Wilmington Hammerheads, equipo filial del club en expansión. Tras el partido frente al conjunto capitalino será difícil de explicar la ausencia de Poku en el equipo titular desde aquí y hasta la finalización de la temporada. Como mínimo se ha ganado la opción la primera opción de cambio, algo que todavía tampoco tiene garantizado.

«Cada vez que entra en la cancha nos ha dado muchísimo», opinó en vestuarios David Villa. «Poku es el jugador que más ha dado en menos tiempo en el equipo. Porque normalmente juega menos que los demás… Y sus números son fantásticos. Cada vez que está en el campo nos da muchísimo. Cuanto más tiempo él pueda estar en la cancha, mejor para nosotros. Es un grandísimo chaval, un grandísimo jugador, tiene un futuro enorme. Todos véis como cambia la cara del equipo cuando él está en el campo.»

Más claro, agua.

«Hizo un partido enorme, como ya ocurrió contra Orlando», dijo Andrea Pirlo«Tiene una fortaleza física impresionante. Y crece partido tras partido porque se esfuerza muchísimo. Era un jugador que no conocía antes de llegar a NYCFC.»

Muy pocos conocían a Kwadwo Poku, que llegó a Estados Unidos luego de jugar en los elencos juveniles del Asante Kotoko SC, de la primera división de Ghana. En 2011 puso pie en Norteamérica y su primer equipo fue el Georgia Revolution, una franquicia de la NPSL, cuarta categoría del fútbol estadounidense. En 2012 fue el máximo anotador de su equipo en esa temporada. En 2014 pasó al Atlanta Silverbacks, de la NASL. Y en enero de este año fue contratado por New York City FC. Hoy en día tiene 7 asistencias (el número más alto entre los jugadores de su club) y 2 goles en su estadística personal.

«Este partido fue muy importante para nosotros», explicó a la prensa el elogiado Poku«Sabíamos que este juego era vital para el equipo. Todos estuvimos ‘en la misma página’. Nos mantiene enfocados para conseguir la clasificación a los playoffs.» Si bien no esperaba ser titular Kwadwo se manifiesta siempre listo para jugar. «No estaba seguro al 100% si jugaría, pero hay que estar listo. Sigo entrenando cada día. Hay que estar tranquilo. Cuando el técnico me dijo que jugaría, yo ya estaba preparado.

El máximo ídolo del jugador de New York City FC es Yaya Touré, y las comparaciones entre uno y otro futbolista se hacen obvias. Mucho más si Manchester City es el ‘hermano mayor’ del club neoyorquino. Todo hace pensar que la primera oportunidad europea para Poku -cuando el momento llegue- será con el color azul cielo sobre su pecho.

Pero para eso falta. El volante ha sido titular en apenas 4 de los 24 encuentros que NYCFC ha jugado en liga hasta ahora. «Creemos que todavía tiene que desandar mucho camino con su juego en general», señaló el técnico Jason Kreis. «Tiene que trabajar en la táctica y mejorar su posicionamiento defensivo.» El head coach, si bien celebró la actuación del #88, no parecía especialmente entusiasmado en la conferencia de prensa post partido. «En el segundo tiempo Poku hizo muchas cosas buenas con la pelota. Fue importante verlo bien a lo largo de 90 minutos. Hizo una buena diferencia a nuestro favor. Pero ya dije lo suficiente sobre Poku

El entrenador puso al ghanés en el sitio en el que debería haber jugado Frank Lampard de no estar lesionado. La figura del designated player se impone en un equipo como NYCFC, construido alrededor de la estelaridad de sus tres principales figuras. Incluso estando al 50% de sus posibilidades el inglés prevalecerá sobre Poku, claramente mimado por los hinchas del nuevo equipo. O sobre cualquier otro compañero de plantel terrenal. Es la ley interna por ahora. ¿Quién puede salir para dar entrada a Kwadwo? ¿Mix Diskerud, titular en la selección estadounidense? ¿Tommy McNamara, otro jugador menor de alto rendimiento?

La elección no es sencilla para Kreis. Todo indica que -de mitad de cancha hacia adelante- Poku podrá meterse en el equipo titular cada vez que haya un lesionado en ese sector del campo. Su fantástico rendimiento por ahora -en una situación que todavía es de urgencia para New York City– puede quedar limitado a un papel de suplente de lujo. De cara a los inversores es difícil explicar que un chico que gana algo menos de 65.ooo dólares al año puede aportar más que una gloria que cobra millones o que un internacional. El dilema Poku está presente en el campamento de NYCFC.

 

Fotografía: New York City FC