Cuatro ciudades compiten por quedarse con dos nuevos equipos en la MLS

Nashville 2

Llegó la hora. O casi. Las cosas parecen estar un poco más claras luego de que la MLS anunciara esta semana a las cuatro ciudades ‘finalistas’ en el proceso de adjudicación de dos futuros equipos.

Los mercados que quedan en pie para la selección final son Sacramento, Nashville, Cincinnati y Detroit. Poco debate existe sobre la calidad y el potencial de este cuarteto de posibles sedes, que parecen estar varios pasos por delante de otras opciones.

La Major League Soccer dará a conocer el nombre de las dos ciudades elegidas antes del 31 de diciembre, seguramente después de la final de esta temporada, que se disputará en Toronto el sábado 9.

Representantes de las cuatro candidaturas harán una presentación formal (quizás final) el miércoles 6 de diciembre en la ciudad de New York, ante el comisionado Don Garber y el Comité de Expansión de la MLS.

Cincinnati

Es una ciudad de alrededor de 300.000 habitantes (una cifra que asciende a más de dos millones de pobladores si sumamos a los suburbios y las localidades vecinas de Middletown y Wilmington), ubicada en el sudoeste del estado de Ohio.

Explosivo proceso de expansión para el FC Cincinnati

La candidatura de la ciudad es impulsada por Carl H. Lindner III, presidente de American Financial Group y propietario de FC Cincinnati, equipo de la USL (liga de segunda división) que en 2016 y 2017 rompió varias marcas históricas vinculadas con la asistencia de público. El año pasado el FCC llegó a congregar a más de 30.000 aficionados en el Nippert Stadium en partidos de postemporada, mientras que en un encuentro amistoso el club arrastró a más de 35.000 de sus hinchas. En este curso el club tuvo un gran desempeño en la Copa Abierta de Estados Unidos, en la que eliminó a equipos de la MLS como Chicago Fire y Columbus Crew.

Uno de los requisitos ineludibles para las cuatro candidaturas es que presenten un plan viable para contar con un estadio específico propio en el centro de la ciudad, o en zonas de interés especial para cada uno de esos mercados. Pese a que tuvo varias opciones sobre la mesa, en Cincinnati se decidió horas atrás que el soccer-specific stadium con capacidad para 21.000 aficionados se levantará -si la ciudad es elegida- en el barrio de Oakley, en el terreno que hasta hace poco ocupaba una fábrica. Las obras serían financiadas en gran medida por capitales privados, aunque se emplearía dinero público para la construcción de obras de infraestructura vinculadas con el estadio.

FC Cincinnati: «Queremos estar en la MLS en el corto plazo»

Cincinnati es un mercado deportivo relevante en América del Norte. La ciudad es la sede de los Bengals de la NFL y de los Reds de las Grandes Ligas de Béisbol. Además, allí juegan los equipos de la Universidad de Cincinnati de football americano y baloncesto, y la escuadra de básquet de Xavier University.

Dentro del estado de Ohio, 180 kilómetros hacia el noreste, está la ciudad de Columbus, que cuenta con un equipo de la MLS: Columbus Crew SC. Recientemente el propietario del club anunció que estudia la posibilidad de mudar a la franquicia a Austin (Texas) antes del inicio de la temporada 2019.

‘Teléfono descompuesto’ entre la ciudad de Columbus y el Crew

Detroit

Con 700.000 habitantes (casi 4 millones y medio si computamos el área metropolitana que la rodea) es la ciudad más importante del estado de Michigan.

Las candidaturas de Detroit, St. Louis y Nashville

Al frente de la candidatura están los propietarios de dos equipos de la NBA: Dan Gilbert (Cleveland Cavaliers) y Tom Gores (Detroit Pistons). Recientemente se les unió la familia Ford -vinculada a la Ford Motor Company-, propietaria de Detroit Lions (NFL) y del Ford Field.

La adición de los Ford impulsó a Gilbert y Gores a anunciar que abandonaban el proyecto de construir un estadio específico con capacidad para 23.000 espectadores en un solar destinado a una prisión. Pese a que la MLS ha establecido una y otra vez que el objetivo de la liga es contar con escenarios ‘propios’, la nueva idea del grupo inversor es la de usar el Ford Field -un enorme estadio cubierto, con capacidad para 65.000 espectadores- en la sede de su equipo de fútbol.

La candidatura de Detroit se asocia a la familia Ford y a su estadio

El complejo -que debería ser compartido con los Lions– puede ser remodelado con cierta facilidad para poder ajustarse a las especificaciones técnicas de la Major League Soccer, de acuerdo con el estudio de arquitectos Rossetti, que estaría a cargo de las obras si la propuesta de Detroit es elegida.

El Ford Field no tiene prácticamente ningún rasgo en común con los estadios específicos que busca la MLS. Pero tampoco los tiene el Mercedes-Benz Stadium, el hogar de Atlanta United FC, que en 2017 albergó partidos de la MLS con más de 70.000 aficionados en su interior. Y -como en el ejemplo del equipo entrenado por Gerardo Martino– el Ford Field está en pleno centro de Detroit, bien comunicado con el resto de la ciudad a través del sistema de transporte público.

La MLS traza su plan de expansión post 2020

Pocas ciudades en Estados Unidos pueden presumir de tener dentro de sus límites a cuatro equipos de grandes ligas: Detroit Lions (NFL), Detroit Tigers (MLB), Detroit Pistons (NBA) y Detroit Red Wings (NHL). Los tres estadios en los que estos equipos juegan como locales se encuentran en la misma zona céntrica de la ciudad.

Detroit City FC es el nombre del conjunto de fútbol con mayor repercusión en Motor City. El equipo compite en la National Premier Soccer League, equivalente a un torneo de cuarta división. Si bien han existido intentos de sumar al DCFC a la candidatura liderada por Gilbert y Gores, el equipo de momento se mantiene completamente al margen de la postulación.

Nashville

Dos millones de personas viven en el polo urbano de la mayor ciudad y capital del estado de Tennessee. La iniciativa con base en la capital de la música country tiene como punta de lanza al millonario John Ingram, presidente de la empresa Nashville Soccer Holdings, que controla a Nashville SC y que debutará en la USL (liga de segunda división) en 2018.

Adiós Nashville FC, hola Nashville SC

Además de Ingram la familia Wilf -propietarios de Minnesota Vikings en la NFL, que compitieron en su momento por ser los dueños del equipo de la MLS en Minneapolis– integra esta candidatura.

Los ‘vikingos’ vuelven a interesarse en la MLS

Muchos son los factores que convierten a la de Nashville en una candidatura fuerte. El respaldo administrativo y empresarial a la posibilidad de tener un equipo de la MLS en la ciudad fue veloz y contundente. A eso se suma el hecho de que Music City está ganando relevancia no solo como destino turístico -que lo es desde hace mucho-, sino que además es una ciudad con una importante población joven e internacional, algo que interesa de manera decidida a la Major League Soccer.

Nashville, la candidata que cumple con todos los requisitos

Hace un mes que Nashville aseguró su plan para construir su estadio específico con capacidad para 27.500 espectadores en Faigrounds Nashville, el predio ferial que está prácticamente incrustado en el centro de la ciudad. Ingram y sus socios pagarán una parte, el gobierno local contribuirá con otra porción, y una gran parte de ese dinero surgirá de los impuestos que se aplicarán sobre distintas actividades comerciales en el lugar.

Sacramento

La capital del estado de California -con más de dos millones de habitantes en su área metropolitana- es la candidata ‘más antigua’ de las cuatro finalistas, y la que parece tener todo preparado para entrar a la MLS ni bien se haga oficial el anuncio.

Las postulaciones de Tampa Bay, Phoenix y Sacramento

Las caras visibles detrás de esta candidatura son Kevin Nagle (socio gerente de la empresa que este año adquirió al Sacramento Republic FC -equipo de la USL– y propietario minoritario de Sacramento Kings, de la NBA), Mark Friedman (otro dueño minoritario de los Kings) y Jed York (presidente de San Francisco 49ers, de la NFL).

Sacramento, república de fútbol

Sacramento se quedó en la puerta de ser elegida como sede de un equipo de la MLS en 2015, cuando la liga finalmente la dejó de lado para dar la opción a Minnesota United. Desde esa decepción la ciudad californiana a trabajado duro para estar en el primer casillero en futuras opciones de expansión y -por qué no decirlo- atenta ante un posible fallo de clubes a los que se le adjudicaron franquicias.

Sacramento, la perfecta franquicia suplente

Sacramento lo tiene todo. Un plan de estadio específico en el centro de la ciudad. Una fiel afición que ya sigue al Republic en la United Soccer League. El respaldo de la administración local. Sponsors que lo acompañarían cuando entre a la MLS. Y -no es un dato menor- cuatro años de búsqueda tenaz en su aventura por llegar a la primera división del fútbol estadounidense.

Sacramento Republic: Más imágenes de su estadio específico

La apuesta por Sacramento parece segura. El año pasado el comisionado Garber proclamó que la capital de California «fue capaz de completar todos los casilleros requeridos». Parece complicado que una de las dos franquicias no caiga allí. De hecho, aún sin oficialmente haber sido reconocida, Sacramento ya está construyendo su estadio específico para la MLS.

Miami (?)

En el comunicado oficial en el que la MLS anunció a los cuatro primeros finalistas de este proceso de expansión la liga señaló en su comunicado: «Los Angeles Football Club, que debutará en 2018, será el equipo número 23 de la liga, mientras que en Miami continúan las discusiones sobre la expansión».

Sobre el papel, la Major League Soccer ya debería haber hecho oficial el ingreso del equipo liderado por David Beckham un par de meses atrás. Los problemas para MLS Miami han sido innumerables desde que años atrás se anunciara la intención de instalar un equipo en el sur del estado de Florida.

Un socio de David Beckham expresa sus dudas sobre MLS Miami

Para agregar un poco más de incertidumbre, días atrás Tim Leiweke -socio de Becks en este emprendimiento- manifestó sus dudas con respecto a la concreción del proyecto. ¿Terminará finalmente siendo esta una fase de expansión para tres equipos en lugar de dos? Las versiones suben y bajan con el paso de los días.

MLS Miami, ¿el cuento de la buena pipa?

 

La liga también dejó en claro que si bien Cincinnati, Detroit, Nashville y Sacramento son las únicas sedes en consideración para los dos próximos cupos de expansión, el resto de las ciudades que a comienzos de 2017 presentaron sus candidaturas (Charlotte, Indianapolis, Phoenix, Raleigh/Durham, St. Louis, San Antonio, San Diego y Tampa/St. Petersburg) siguen en carrera para la futura ronda de crecimiento de la MLS, que integrará a los equipos #27 y #28.

Se supone -aunque no quedó establecido de manera específica en ese comunicado- que los dos mercados que no sean elegidos este diciembre participarán también de ese futuro proceso.

En Jugador Franquicia tiempo atrás dimos nuestra opinión sobre las ciudades que tienen más opciones de ser premiadas con las nuevas franquicias en expansión.

Sacramento y Cincinnati, favoritas en la ronda de expansión

Imagen: Uno de los renderings del que sería el estadio de Nashville en la MLS.

NASL: Kezar Stadium, la casa de San Francisco Deltas

 

kezar-stadium

San Francisco Deltas, el futuro equipo de la NASL en la Costa Oeste, recibió la aprobación unánime de la Comisión de Parques y Recreación de esa ciudad para jugar como local en el Kezar Stadium a partir de 2017.

Si bien la incorporación de los Deltas a la liga de ‘segunda división’ todavía no es oficial se espera que pronto la franquicia haga el anuncio pertinente.

El Kezar Stadium forma parte del Golden Gate Park, un espacio verde público, y décadas atrás fue sede de San Francisco 49ers y Oakland Raiders, hoy franquicias de la NFL.

Grupos vecinales y comunales se oponen a que el estadio sea empleado por un equipo profesional; existen tempores de que aumente considerable el tráfico de automóviles y que se vendan bebidas alcohólicas en los días de partido, algo que había sido prohibido con anterioridad.

«Hemos analizado cuidadosamente el posible impacto en el barrio», dijo la comisionada Megan Levitan. «Nos sentimos muy cómodos con las cosas que los Deltas harán para calmar a esos temores. En general creemos que esto será bueno para esa zona de la ciudad.»

Según lo publicado por el periódico San Francisco Examiner el futuro equipo de la North American Soccer League invertirá cerca de medio millón de dólares para efectuar mejoras al Kezar Stadium. La infraestructura necesita una nueva iluminación, un nuevo sistema de sonido, nuevos vestuarios, mejoras en los sanitarios públicas y en los asientos para el público. El acuerdo entre San Francisco Deltas durará cinco temporadas y costará al futuro club 30.000 dólares por año.

El Kezar Stadium fue inaugurado en 1925, cuando contaba con capacidad para 60.000 espectadores. En 1990 su aforo fue reducido a 10.000 localidades, y se mantiene con esa cifra hoy en día.

Kezar 1925

 

Levi’s Stadium: la casa del Super Bowl 50 también es un estadio de fútbol

Levis Stadium

El Super Bowl 50 se organiza en San Francisco pero se juega en Santa Clara, a unos 80 km. al sur de la ciudad del Golden Gate. El Levi’s Stadium, el hogar de los 49ers y hoy sede de la final de la NFL, es probablemente la mejor instalación deportiva de toda la Costa Oeste. Y -contrariamente a lo que se pueda suponer- no fue construida solamente con el football americano en mente.

El fútbol -especialmente el de grandes partidos internacionales- fue tenido en consideración a la hora de levantar este nuevo estadio. Tan primordial es el soccer para el interés de la Santa Clara Stadium Authority que el primer partido que se jugó allí fue un encuentro de la Major League Soccer entre San Jose Earthquakes y Seattle Sounders, que el equipo ‘local’ (el Avaya Stadium, la sede de los Terremotos, está a apenas 20 minutos del Santa Clara) ganó por 1-0 el 2 de agosto de 2014, frente a casi 49.000 espectadores. La franquicia de San Jose se comprometió a jugar al menos un partido al año en el Levi’s Stadium durante las primeras cinco temporadas posteriores a su inauguración.

En su corto tiempo de existencia la casa del Super Bowl 50 fue sede de otros partidos de fútbol, como el amistoso entre las selecciones de México y Chile (6 de septiembre de 2014), el encuentro de temporada regular de la Major League Soccer entre los Earthquakes y Orlando City (el 24 de mayo de 2015) y el partido entre Manchester United y FC Barcelona (el 25 de julio de 2015, por la International Champions Cup).

soccer

En términos futbolísticos, sin embargo, lo mejor está por venir. El Levi’s Stadium será el escenario del partido inaugural de la Copa América Centenario, que el 3 de junio enfrentará a la selección de Estados Unidos frente a otro equipo del continente americano. Además otros tres encuentros se disputarán allí, incluyendo la definición de una de las series de cuartos de final del torneo organizado de manera conjunta por CONMEBOL y CONCACAF.

Desde que comenzó a trabajarse en su diseño el Levi’s Stadium fue concebido como un estadio de football y de fútbol, y cumple al 100% con toda la normativa FIFA. Si Estados Unidos vuelve a contar en los próximos años con la oportunidad de organizar una Copa del Mundo el gigante de Santa Clara (con una superficie de juego de césped natural y una capacidad para 68.500 aficionados) está en la primera línea de posibles sedes.

Además de NFL y encuentros de soccer, el Levi’s Stadium albergó choques de football universitario, hockey de la NHL y conciertos. El evento que más público congregó fue el WrestleMania 31 de la WWE, que el 29 de marzo de 2015 consiguió a traer a casi 77.000 fanáticos.

WrestleMania

Fotografías: Levi’s Stadium

San Francisco Deltas: La NASL llega a la Costa Oeste

Deltas

Pocos días atrás el comisionado de la NASL había dado a entender que pronto su liga anunciaría las ciudades de la Costa Oeste en las que la ‘segunda división’ norteamericana se asentará. El fin de semana -bajo el lema «Fútbol, not Football»– fue anunciada la creación del San Francisco Deltas, el primer equipo de la segunda versión histórica de la North American Soccer League en la Costa del Pacífico.

La confirmación del nacimiento del nuevo equipo se produjo a través de la web preparatoria de los Deltas y de las redes sociales.

Dos grupos inversores intentaron instalar a un equipo de fútbol profesional en la Bahía de San Francisco.

Uno de ellos está formado por los inversores del San Francisco City FC, un club que hasta ahora había competido en ligas del estado de California y que a partir de este año lo hará en la Premier Development League, la principal liga para equipos no profesionales de Estados Unidos.

El otro -que finalmente se quedó con la plaza en la NASL– está encabezado por el empresario brasileño Ricardo Stanford-Geromel (en la fotografía inferior), ex accionista de Ft. Lauderdale Strikers, uno de los conjuntos más establecidos en la categoría de plata de América del Norte. De acuerdo con fuentes locales Stanford-Geromel desde hace meses trabaja para conseguir el desembarco de un nuevo equipo de fútbol en San Francisco o sus alrededores.

 

Geromel

No sorprende el interés en la Ciudad de la Niebla como ciudad para el soccer. Es un mercado cosmopolita, grande, cool y con posibilidad de poder solventar con buenos sponsors la actividad de una nueva franquicia profesional.

Los problemas para la actividad deportiva en San Francisco, como en otros grandes mercados, surgen con las dificultades que se plantean a la hora de encontrar un lugar donde construir un estadio.

Los 49ers -los representantes de San Francisco en la NFL– juegan como locales en una nueva instalación levantada en Santa Clara, a casi 80 km. de la ciudad. Y antes lo habían hecho en el vetusto Candlestick Park, que tampoco estaba en San Francisco. Los Giants y el equipo de Golden State Warriors sí cuentan con estadios dentro de la ciudad, pero solamente los consiguieron tras muchos años de negociaciones político-administrativas.

Hasta que se resuelva su ubicación definitiva los Deltas jugarían como locales en el Kezar Stadium, una infraestructura del municipio, de fácil acceso a través del transporte público y con una superficie de juego de césped natural. El Kezar puede ser alquilado por particulares o escuelas secundarias, por lo que la cancha en cuestión no se encuentra en las mejores condiciones.

¿Por qué el nombre de Deltas? El nuevo grupo propietario parece tener una obsesión con la figura del triángulo… Al que encuentra en distintos elementos de la arquitectura de San Francisco, como el icónico puente del Golden Gate. También en la filosofía de juego instaurada por Johan Cruyff, que ve en el triángulo la mejor manera de mantener la posesión del balón frente a un equipo rival.

Poco más se sabe de este club, que entraría en competición oficial en 2017. Dentro del centenar de aficionados que marcharon por las calles de San Francisco para celebrar la llegada de la nueva franquicia estaba Todd Dunivant, ex jugador de varios equipos de la MLS, retirado definitivamente en 2015. Se desconoce si el antiguo defensor de Los Angeles Galaxy, San Jose Earthquakes, Toronto FC y New York Red Bulls estará vinculado de alguna manera con San Francisco Deltas.

La final de la Copa América Centenario se jugaría en New York

MetLife Stadium

De acuerdo con ESPN FC -que asegura haber consultado a «múltiples fuentes»- la final de la Copa América Centenario se jugará en las afueras de New York. Concretamente, en el MetLife Stadium de East Rutherford, en New Jersey.

La casa de los New York Giants y los New York Jets en la NFL sería el lugar elegido por la federación estadounidense, organizadora del certamen junto a CONMEBOL y CONCACAF. El área triestatal dejaría en el camino así a la opción californiana del Rose Bowl, con mayor capacidad que el MetLife Stadium, pero menos amenities que las que puede ofrecer el mercado de la Gran Manzana.

El calendario definitivo de la Copa América Centenario todavía está siendo elaborado, aunque es probable que se haga oficial en los próximos días.

Siempre de acuerdo con el informe de ESPN FC la Copa América Centenario de 2016 se llevaría a cabo en 12 ciudades sede, diez de las cuales ya estarían identificadas.

Además del MetLife Stadium y del Rose Bowl (que se emplearía al menos en una de las semifinales), los escenarios elegidos hasta ahora serían el Levi’s Stadium de Santa Clara, en California (el hogar de los 49ers de la NFL), el CenturyLink Field de Seattle (Seattle SoundersSeattle Seahawks), el NRG Stadium de Houston (Houston Texans), el Soldier Field de Chicago (Chicago Bears), el Citrus Bowl (la casa temporal de Orlando City SC), el Lincoln Financial Field de Philadelphia (Philadelphia Eagles), el University of Phoenix Stadium de Glendale (Arizona Cardinals), y el Gillette Stadium en las afueras de Boston (New England Revolution, New England Patriots).

En definitiva, una buena parte de la infraestructura de la NFL estará al servicio de esta inédita Copa América auténticamente continental.

Fotografía: MetLife Stadium