Previa NASL 2016: Rayo OKC

Rayo OKC 1

Web: www.rayookc.com

Nombre oficial: Rayo OKC

Sede: Oklahoma City, Oklahoma

Fecha de fundación: 10 de noviembre de 2015

Estadio: Miller Stadium, Yukon High School – Capacidad: Entre 6.500 y 11.000 espectadores

Temporada 2015: No participó

Técnico: Alen Marcina (CAN), 36 años

Propietarios: Raúl Martín Presa (ESP), Sean Jones (USA)

Jugadores a seguir: Georgios Samaras (GRE, extremo/delantero – 31 años), Robbie Findley (USA, delantero – 30 años), Sebastián Velásquez (COL, volante – 25 años), Derek Boateng (GHA, volante defensivo – 32 años), Richard Menjivar (SLV, volante – 25 años), Billy Forbes (TCI, delantero – 25 años), Marvin Chávez (HON, extremo – 32 años)

Rayo OKC es uno de los tres nuevos equipos que entrarán a la North American Soccer League, junto a Miami FC y Puerto Rico FC.

La sociedad que comanda la franquicia de Oklahoma es fruto de una asociación entre el máximo accionista del club español Rayo Vallecano -Raúl Martín Presa- y el empresario local Sean Jones.

El técnico Alen Marcina -pese a su juventud- llega a este equipo en expansión avalado por el título de campeón de la NASL obtenido en 2014 con el hoy desaparecido San Antonio Scorpions.

Pese a cierta incertidumbre que rodeaba a Rayo OKC en las primeras semanas de 2016 el nuevo club de la NASL consiguió contratar a algunos nombres interesantes, con experiencia en el fútbol europeo y/o en ligas más establecidas, como la MLS. Parece obvio que tanto Samaras como Boateng tendrán un papel muy importante en la primera temporada de un equipo que un semestre atrás era apenas un proyecto.

Por activa y por pasiva los responsables de Rayo OKC aseguran que su equipo jugará siguiendo el estilo y la filosofía del Rayo Vallecano. Un concepto difícil de comprender en América del Norte en general y en particular en Oklahoma City, un mercado relativamente pequeño dentro del mercado deportivo norteamericano.

¿Qué puede hacer Rayo OKC en la NASL 2016? Cualquier equipo en expansión (no importa de qué liga norteamericana hablemos) presenta la tendencia a sufrir en su primera temporada. Rayo OKC no debería escapar a esa regla no escrita, pero la cantidad de jugadores internacionales que llegaron en las últimas semanas hacen que un pronóstico racional entre en dudas.

Este es el programa de partidos de Rayo OKC en la fase regular de la Temporada de Primavera de la NASL:

  • Rayo OKC vs. Edmonton FC (2 de abril de 2016, Miller Stadium)
  • Rayo OKC vs. Carolina RailHawks (9 de abril de 2016, Miller Stadium)
  • Miami FC vs. Rayo OKC (22 de abril, FIU Stadium)
  • Rayo OKC vs. Indy Eleven (30 de abril, Miller Stadium)
  • Jacksonville Armada FC vs. Rayo OKC (7 de mayo de 2016, Community First Park)
  • Tampa Bay Rowdies vs. Rayo OKC (14 de mayo, Al Lang Stadium)
  • Rayo OKC vs. Fort Lauderdale Strikers (21 de mayo, Miller Stadium)
  • New York Cosmos vs. Rayo OKC (28 de mayo, James M. Shuart Stadium)
  • Rayo OKC vs. Minnesota United FC (4 de junio, Miller Stadium)
  • Ottawa Fury FC vs. Rayo OKC (11 de junio, TD Place)

Fotografía: Rayo OKC

Minnesota United ya tiene quién diseñe su estadio

An August 2015 aerial view shows the former Metro Transit bus barn site, possible home of a major league soccer stadium. At left is Snelling Avenue; Interstate 94 is in the foreground. A strip mall and parking lot separate the site from University Avenue, at the top of the photo. (Pioneer Press: Scott Takushi)

Los planes para la construcción del estadio específico de Minnesota United avanzan rápidamente. El futuro equipo de la MLS acaba de contratar a Populous, uno de los mejores estudios de arquitectura especializados en la construcción de estadios a nivel mundial.

Populous tiene experiencia en la Major League Soccer. Es la empresa que diseñó el BBVA Compass Stadium de Houston, el Children’s Mercy Park (hasta ahora conocido como Sporting Park) de Kansas City, y participa de la construcción del nuevo estadio de Orlando City. También estuvo a cargo de la construcción del Yankee Stadium en New York. A nivel local, en Minnesota, estuvo a cargo del Target Field de Minnesota Twins y del TFC Bank Stadium para el equipo de football americano de la Universidad de Minnesota. Fuera de Norteamérica el estudio fue el responsable del diseño del nuevo Wembley Stadium, el Emirates Stadium y el Soccer City en Johanesburgo.

El nuevo SSS se construirá en el terreno de un viejo depósito de autobuses de la ciudad de St. Paul (en la fotografía), tendrá capacidad para unos 20.000 aficionadores, contará con una superficie de juego natural y estará finalizado en la temporada 2018.

 

¿Otro revés para David Beckham en Miami?

Beckham

La tercera propuesta de construcción de un estadio específico en Miami está a punto de caerse. Tras el fracaso de los proyectos en el puerto de Miami y las adyacencias del AmericanAirlines Arena -que no contaron con ningún tipo de apoyo administrativo- la idea de levantar un SSS junto al Marlins Park -en este caso sí con algún grado de respaldo estatal- está muy cerca de frustrarse.

El grupo liderado por David Beckham depende de una votación de la junta escolar local, que debería aprobar en primera instancia la posibilidad de quedarse con la propiedad del estadio una vez esté finalizado, libre de cargo. Pocos días antes de que Miami Beckham United se presente frente a la Junta de Gobernadores de la MLS para presentar un proyecto aprobado (o preaprobado al menos) la votación de la junta escolar fue postergada de manera imprevista.

Una demora más que imposibilita de momento que la Major League Soccer conceda de manera oficial una franquicia al emprendimiento del exinternacional inglés. El deseo inicial de la liga era el de contar con un estadio en el frente marítimo de Miami. Frente a la imposibilidad de conseguirlo, bastante a regañadientes la MLS aceptó que la infraestructura se haga en Little Havana, junto al Marlins Park.

La tercera posibilidad no solamente corre riesgo por los problemas con la votación en la junta escolar, sino porque los dueños de propiedades en donde el estadio se tendría que construir no están de acuerdo con los valores que el grupo inversor pretende abonar. Demasiados problemas, que Beckham y sus socios tal vez pretenden sortear con la proposición de un un cuarto lugar donde poder erigir su futuro hogar.

En las últimas horas vuelve a hablarse de Overtown, un barrio no demasiado alejado de la costa y de Pequeña Habana, donde Beckham y sus socios tendrían identificado -y tal vez comprometido- un terreno. Un nuevo capítulo de una saga que parece interminable (comenzó en febrero de 2014), y en la que la Major League Soccer sigue jugando a ser paciente. ¿Comprará la liga una nueva promesa?

Jesse Marsch, Técnico del Año en la MLS

Marsch

Lo debatimos en una de nuestros últimos podcasts. El premio al mejor entrenador del año tenía que ser para Óscar Pareja o para Jesse Marsch. El elegido por la liga, finalmente, fue el head coach de New York Red Bulls.

El técnico nacido en el estadio de Wisconsin llegó en enero al banquillo del club de New Jersey con apenas un año de experiencia al frente de un equipo de la MLS. Marsch estuvo en la temporada 2012 al frente de Montreal Impact, un equipo en expansión por ese entonces. Pese a haber hecho una buena campaña con la franquicia canadiense Marsch no regresó al representante de la provincia de Quebec en 2013.

Tras dos años en blanco en cuanto a trabajo efectivo dentro de la Major League Soccer como técnico principal, el director deportivo de NYRB Ali Curtis lo convocó para reemplazar a Mike Petke, símbolo del club e idolatrado por la afición local. Además, Jesse Marsch llegaba a un club que había decidido prescindir de algunas de sus estrellas y que -en teoría- reduciría su potencial competitivo en 2015, con la nómina salarial más baja de toda la liga (valorada en 3,5 millones de dólares para toda la temporada).

De más está decir que la temporada de Red Bulls bajo el mando de Marsch superó todas las expectativas. El equipo no solamente fue el mejor de la Conferencia Este en la temporada regular, sino que también conquistó el segundo Supporters’ Shield de su historia.

Además de convertirse en un equipo dominante de punta a punta del año gracias a su estilo de presión alta, su capacidad goleadora y su juego colectivo, NYRB dio la oportunidad de destacar a un grupo de nuevos jugadores dentro de la MLS, como Mike Grella, Connor Lade, Kemar Lawrence o Matt Miazga (recientemente convocado a la selección absoluta de Estados Unidos).

New York Red Bulls (incluso en su versión previa, bajo el nombre de MetroStars) jamás había contado con un técnico ganador del premio al mejor del año. Con 18 victorias, 10 empates y 6 derrotas el conjunto taurino cerró la mejor temporada regular en sus dos décadas de historia en la Major League Soccer.

Jesse Marsch superó con comodidad en la votación a sus compañeros de terna, Óscar Pareja (FC Dallas) y Carl Robinson (Vancouver Whitecaps). El técnico de NYRB sucede a Ben Olsen, considerado como el mejor técnico de 2014 por su desempeño en D.C. United.

 

 

Imagen: New York Red Bulls

MLS Miami: El ‘Grupo Beckham’ pide compromiso a las autoridades locales

little-havana

El grupo empresario liderado por David Beckham busca definiciones de parte de las autoridades de Miami. El pool inversor considera que ha hecho todo lo que está a su abasto para asegurar los terrenos aledaños al Marlins Park y comenzar a construir su ya postergadísimo estadio específico.

Las diferencias que tensionan la vida política local en el sur del estado de Florida tomaron por rehén al equipo de Beckham, al que la Major League Soccer no le entrega de manera oficial una franquicia hasta que las obras del SSS estén en marcha. El anuncio de la potencial llegada de un club presidido por Becks en Miami pronto tendrá dos años de antigüedad. Esencialmente, nada en concreto ha pasado desde ese momento, excepto por el más o menos expreso deseo de los inversores de asentarse en el barrio de Little Havana, donde hace años estaba el Orange Bowl.

La versión del inglés y de sus asociados indica que -a cambio de los terrenos públicos y de la compra de algunas propiedades privadas autorizadas por la ciudad y el condado- se construirá un estadio de fútbol de primer nivel, empleando únicamente fondos privados, y que quedará inmediatamente dentro del patrimonio del sistema de educación de escuelas públicas de Miami, que será su único dueño.

El permanente impasse administrativo en el que este proyecto vive abrió la puerta para que Tim Leiweke -el nuevo negociador en jefe de la empresa- decidiera publicar una carta abierta en el periódico Miami Herald para explicar su posición.

Leiweke busca lo que hasta ahora MBU no ha conseguido: poner un marco estable de negociación, con una fecha más o menos concreta de finalización. Teniendo en cuenta la experiencia registrada en otros equipos en expansión el emprendimiento en Miami ya tiene dificultades para garantizar que su estadio estará finalizado antes del inicio de la temporada 2018, la fecha deseada de acceso a la liga. El Grupo Beckham necesita comenzar a dar información certera, objetivos de alcance lógico, no solamente frente a la Junta de Gobernadores de la Major League Soccer, sino de cara a posibles nuevos inversores que puedan ayudar a costear la construcción del estadio en Little Havana.

A continuación, los puntos más interesantes de la carta abierta firmada por Tim Leiweke.

“Si bien los responsables de Miami Beckham United -David Beckham, Simon Fuller, Marcelo Claure y yo mismo- estamos ansiosos por avanzar y todos los signos indican que el público recibe de buen agrado los beneficios comunitarios que crearemos, tenemos una serie de cuestiones que necesitamos solucionar antes de poder llegar a un acuerdo.

Una cosa es segura. Este será el acuerdo por un estadio más responsable desde el punto de vista financiero, y más sujeto al escrutinio público que Miami haya visto hasta ahora. La construcción de nuestro estadio será financiada al 100% de manera privada. Y si bien la comunidad ya ha demostrado su apoyo a la llegada del fútbol profesional a Miami, los votantes tendrán la palabra final sobre si el estadio puede construirse sobre tierras públicas en Little Havana.

Siempre hemos dicho que haríamos de esto un proceso transparente. Y, con eso en mente, a continuación daremos una lista detallada de nuestra posición sobre los términos más significantes que en este momento están bajo discusión.

▪ Al tener a David Beckham como presidente de nuestro club nos estamos comprometiendo a armar un equipo que hará de Miami una de las ciudades de fútbol más importantes para el fútbol del continente americano.

▪ Miami Beckham United asumirá el 100% de la responsabilidad y el riesgo de todos los costos vinculados con la construcción de un nuevo estadio de fútbol en Little Havana.

▪ Nuestro equipo ha ofrecido pagar a la ciudad de Miami y a los dueños de propiedades privadas cifras que están por encima del valor del mercado por los terrenos que están ubicados en el lugar donde el estadio será levantado.

▪ Financiaremos de manera privada el mantenimiento del estadio con la idea de mantenerlo en las mejores condiciones posibles.

▪ Una vez que el estadio haya sido construido la propiedad del mismo será transferida a la junta escolar de Miami, libre de costos o riesgos para el sistema escolar y el público.

▪ Nuestro equipo facilitará espacio significante y funcional para la práctica de deportes, actividades musicales o de entretenimiento dentro del estadio, y trabajaremos con la junta escolar para alentar a los programas académicos especializados en los deportes profesionales, algo inédito en Estados Unidos. 

▪ El estadio albergará eventos escolares, como campeonatos de bandas, partidos de soccer y football americano, ceremonias de graduación y eventos comunitarios a lo largo del año, libres de costo para el público.

▪ Reembolsaremos a la ciudad, el condado y la junta escolar el pago de impuestos a la propiedad que les corresponda pagar sobre los terrenos ocupados por el estadio.

▪ Hemos acordado pagar cerca de medio millón de dólares al año junto con la ciudad para la creación y el mantenimiento de canchas de fútbol y centros comunitarios.

▪ Además de colaborar con las escuelas públicas crearemos un centro de entrenamiento y una academia destinada a identificar y alentar el desarrollo de deportistas locales.

▪ Nos comprometemos a trabajar con la ciudad, la junta escolar y otros organismos para atraer la realización de eventos importantes en Little Havana, además de inversiones adicionales que generen un impacto económico positivo en el barrio.

▪ Luego de que los términos del acuerdo se hayan completado daremos poder total al público apruebe mediante una votación nuestra propuesta de estadio en Little Havana.

Miami Beckham United se compromete realizar un acuerdo que sea responsable y transparente. Ahora es el turno de los líderes cívicos de Miami para que completen una propuesta que abra la puerta a un club de fútbol de clase mundial que pueda ser considerado propio por los habitantes de Miami, a la vez que la comunidad local recibe los beneficios que ampliamente merece.”