Expansión: El tren de alta velocidad como posible solución para MLS Miami

Brightline

La Major League Soccer espera que la franquicia de David Beckham en Miami esté lista para competir en 18 meses. Mientras Los Angeles FC -el otro equipo que debería debutar en la temporada 2018- tiene bastante encaminada el inicio de la construcción de su estadio en Exposition Park el conjunto del sur del estado de Florida en este momento no pasa de ser un sello de goma.

No solamente la proyectada franquicia no tiene nombre o colores oficiales todavía, sino que Miami Beckham United aún carece de la totalidad del terreno necesario para construir su estadio específico. Mientras el tiempo es cada vez más escaso el ex futbolista inglés procura un socio capitalista que le permita -finalmente- poner en marcha el proyecto.

La última hora viene de la mano de un artículo de El Nuevo Herald. La publicación explica que Becks y sus asociados buscan atraer a la empresa que controla a All Aboard Florida, el consorcio que está construyendo una línea de ferrocarriles de alta velocidad que unirá las ciudades de Miami y Orlando.

El terreno adquirido por Miami Beckham United en el barrio de Overtown para construir su estadio está ubicado a apenas seis cuadras de donde se levantará Miami Central, el complejo que contendrá a la terminal de trenes, un centro comercial y una gran cantidad de plazas de estacionamiento. La idea del grupo propietario es la de poder asociar la cabecera de la línea ferroviaria Brightline con el complejo deportivo. MBU no busca un socio interesado en el equipo de fútbol, sino en un capitalista que le ayude a financiar la construcción de una cancha con capacidad para 25.000 espectadores.

 

De acuerdo con El Nuevo Herald todavía no existe ningún tipo de acuerdo entre ambas partes, pero el Grupo Beckham confirmó las conversaciones con ejecutivos vinculados con All Aboard Florida.

Fortress, el pool que controla a la empresa ferroviaria, es una firma con sede en New York considerada como uno de los principales operadores en el mercado inmobiliario en MiamiCon anterioridad David Beckham intentó -sin éxito- convencer al consorcio estatal qatarí que controla al Paris Saint-Germain y la cadena internacional beIN SPORTS.

Miami Beckham United no consigue avanzar en sus negociaciones con las autoridades locales, propietarias de los terrenos adyacentes al lote de Overtown, necesarios para el inicio de las obras. Además los funcionarios municipales están preocupados por el impacto que puede causar en esa zona de la ciudad la construcción de un estadio que no cuente con plazas de parqueo, tal como a día de hoy establece el proyecto.

La cercanía del estadio con la futura estación de trenes solucionaría varios problemas para el potencial equipo de la MLS. El tren de alta velocidad estará bien conectado con un servicio de cercanías y su terminal contaría con una importantísima cantidad de lugares de estacionamiento. Está previsto que el servicio entre Orlando y Miami (que serviría para fomentar la rivalidad regional entre ambas ciudades dentro de la Major League Soccer) comience a circular en el último trimestre de 2017.

¿Puede All Aboard Florida salvar a nivel de infraestructura y financiero -inversión mediante- el proyecto de David Beckham? MLS Miami sigue sin generar noticias concretas. Hasta ahora son más los fracasos que las noticias positivas. De un proyecto de estadio frente al mar, al intento de ubicarlo junto al Marlins Park y ahora en el popular barrio de Overtown. ¿Cuántos cambios más serán necesarios para que el inglés pueda poner a su equipo sobre el terreno de juego?

 

Fotografía: Brightline

MLS Miami: David Beckham compra el terreno para su estadio

Overtown

David Beckham y su grupo de asociados -bajo la denominación legal de Miami Beckham United– anunciaron el jueves la adquisición de un terreno en el barrio de Overtown en esa ciudad, donde pordrán comenzar a construir un estadio específico.

La franquicia de la MLS en el sur del estado de Florida fue anunciada en febrero de 2014, pero hasta fines del año pasado no tomó cierta condición de oficialidad. Ahora, con la adquisición del solar para levantar su SSS el remanido proyecto se prepara para dar comienzo a sus actividades de manera oficial.

Lo que los empresarios adquirieron son dos terrenos que representan el 75% de la superficie que ocupará el futuro estadio y sus instalaciones complementarias. Para construir el proyecto tal como  está diseñado Miami Beckham United necesita que el condado de Miami-Dade le ceda o le venda un lote aledaño.

Una vez que el futuro club tenga la totalidad de las tierras que la empresa necesita se comenzarán las negociaciones con las autoridades locales para rezonificar el predio y, entonces sí, comenzar a construir su cancha.

La iniciativa encontró cierta resistencia de parte de algunos vecinos de la zona de Overtown, que se oponen a la llegada de una gran instalación deportiva como la planificada por grupo inversor encabezado por David Beckham.

Después de intentar instalarse en el frente marítimo, en el centro de la ciudad y en el barrio de Little Havana, el próximo equipo en expansión se asentará -de no mediar obstáculos mayores- en Overtown, a mitad de camino entre el aeropuerto de Miami y la zona de Miami Beach, en una zona muy cercana al downtown de la ciudad.

Miami Beckham United confía en que los aficionados de su equipo llegarán al estadio empleando el transporte público. El espacio destinado al estadio no cuenta con demasiado lugar para la inclusión de zonas de parqueo. Pero a corta distancia del SSS existe una estación del Metrorail y en el futuro allí se instalará la terminal de tren interurbano de la línea “All Aboard Florida”, que unirá Miami con Orlando, con varias paradas intermedias.

El Nuevo Herald

Fotografía: The Next Miami

Gráfico: El Nuevo Herald (Crédito: Marco Ruiz -mruiz@miamiherald.com- | Fuentes: Miami Beckham United, Miami-Dade County)